La Calle

La Calle, quien recrea de forma interesante la urbanización de los años 40. Se puede decir, que de forma disneilandesco, retoma aspectos típicos del barrio. Una tortería, un puesto de flautas y de taquitos, un consultorio dentral, un cine, la cantina, incluso una cárcel.

comer

Restaurante la calle santa fe img 6582

Aunque suene extraño, en el Centro Comercial Santa Fe idearon la forma en recrear un barrio típico defeño de los años 40.  El concepto de barrio hoy en día ha representado para los  capitalinos una zona de matices variados. Desde su formación como identidad delegacional y una notable concentración poblacional. Pero hay de barrios a barrios, uno es el que se ha redefinido en los últimos años en muchos lugares del DF por colonias históricas que hoy en día arropan a nuevos vecindarios que coexisten con los de antaño.

 

 

Otros son los que se han formado principalmente por la migración de personas que buscan mejores oportunidades en la ciudad. Este fenómeno principalmente se dio en la década de los 40. México comienza a dar el brinco de lo rural a lo urbano, de lo agrícola a la industrializado.  Muchos se establecieron en zonas mayormente agrícolas y que, con el  devenir de los años, echaron raices. Paradójicamente, pese a que no existiera una historia cultural detrás, la formación de dicha comunidad comenzaba a trazar su propia historia, cultura e indiosincrasia. 

 

 

Comunmente, estos barrios comenzaron a establecer su nuevos hogares,  negocios y servicios. Vamos a poner un ejemplo. Según el escritor Vicente Quirarte, asegura que la primera colonia mexicana en la Ciudad de México fue la colonia Guerrero , en 1867; pero Israel Katzman, arquitecto e historiador mexicano, escribió en su libro Arquitectura mexicana del siglo XIX que "para 1861 se había trazado la primera colonia, Santa María la Ribera, y apenas se habían construido en ella las primeras treinta casas".

 

 

De acuerdo al Diccionario de la Real Academia Española, (DRAE), define como colonia o barrio que colonia  a un “conjunto de personas que, procedentes de un territorio, se establecen en otro”, “un territorio fuera de la nación que lo hizo suyo, regido por leyes especiales” o “un conjunto de [personas] naturales de un país, región o provincia que habitan en otro territorio”.

Los barrios o colonias, como en México se conoce, "... son sentido de comunidad, lo de uno, lo que identifica a las ciudades per se. Uno es del barrio y el barrio es de uno. Y en la Ciudad de México, renacen con distintos olores y sabores, escribe Graciela Rentería en el portal Sin Embargo. La comida, no hay duda, unifica el sentido, el sentimiento, de barrio. Así ha sido desde siempre y hoy lo hace desde distintas trincheras, por lo menos en esta ciudad.

Quirarte aseguró que la primera colonia mexicana de la Ciudad de México fue la Guerrero, en 1867 —año de la victoria de la República—, pero Israel Katzman, arquitecto e historiador nacionalizado mexicano, escribió en su libro 'Arquitectura del siglo XIX en México' que "para 1861 ya se había trazado la primera colonia, Santa María la Ribera, y apenas se habían construido en ella las primeras treinta casas". http://www.milenio.com/cultura/por-que-en-mexico-vivimos-en-colonias-y-no-en-barrios

Ejemplo de esto es el restaurante La Calle, quien recrea de forma interesante la urbanización de los años 40. Se puede decir, que de forma disneilandesco, retoma aspectos típicos del barrio. Una tortería, un puesto de flautas y de taquitos, un consultorio dentral, un cine, la cantina, incluso una cárcel. Diseñado de tal forma que pareciera que estás sobre la calle con coladeras, señalamientos y banquetas. Las mesas están distribuidas muchas sobre la banqueta y otras sobre el pavimento. El personal utiliza vestuarios como el policia de aquella época (los tamarindos), el barrendero, hasta el caco (ratero). 

El menu lo componen platillos típicos mexicanos, pero no apegados a la tradición más absuluta. Son platillos que podríamos definirlos como platillos mexicanos del siglo XX. Esa comida que se servía en casa: albóndigas, chiles rellenos con queso y carne en salsa de chile poblano, quesos fundidos, fideo seco, por mencionar algunos.

 

 

Hoy día, en un estricto sentido de la palabra moda, escuchamos "Cervecería de barrio",  y otras como "Cocina de barrio", apelan el mismo sentimiento de pertenencia  gracias a la gentrificación que muchas zonas han sufrido. Una nueva migración aborda colonias que en décadas pasadas  fueron fundadas con este mismo sentido de pertenencia. Crean sus propios establecimientos, hogares y entretenimiento. Estamos frente a una nueva migración.

De cara a lo que hoy representan los barrios o colonias para nosotros, aunque sean sentimientos encontrados, dicta aspectos profundamente mexicanos, producto de la mezcla social y resultado del capitalismo mexicano absuluto. Sin duda, un termómetro social.

 

CHÈCATE EL VIDEO

 

Comentarios











Google ads


More